Los ácidos grasos omega 3 y 6 en el Aceite de Oliva Virgen Extra

ACEITE de OLIVA VIRGEN EXTRA - OMEGA 3 y 6

LOS ÁCIDOS GRASOS OMEGA 3 Y 6 EN EL ACEITE DE OLIVA VIRGEN EXTRA

Los ácidos grasos esenciales son inestables, pero en las condiciones de extracción de los Aceites de Oliva Vírgenes (exclusivamente por métodos mecánicos), la alteración de éstos ácidos grasos es prácticamente nula. Un Aceite de Oliva Virgen Extra presenta contenidos en Ácido Alfa-Linolénico (omega 3) entre 0’0-1’5% del cómputo total de ácidos grasos, y contenidos en Ácido Linoléico (omega 6) entre 3’5 y 14% del total de ácidos grasos.

Aunque dichos compuestos no son tan abundantes en el Aceite de Oliva como en otros alimentos (Aceite de Lino o Aceite de Pescado), su concentración equilibrada en combinación con la presencia de Ácido Oleico (55-83% del total de ácidos grasos), de Vitamina E, y de compuestos fenólicos, generan un beneficio sobre la salud superior al que se produce ingiriendo ácidos grasos esenciales de forma aislada. Su proporción de vitamina E compensa los procesos oxidativos asociados al consumo de grasas poliinsaturadas.

Numerosas publicaciones dirigidas a futuras madres hablan de los beneficios de suplementar la dieta con fuentes de omega-3. Estos ácidos grasos poliinsaturados, denominados esenciales porque no se fabrican en el organismo, favorecen el desarrollo del cerebro y del sistema nervioso central del embrión, intervienen en la formación de sus retinas, y reduce las posibilidades de parto prematuro.

Los ácidos omega 3 presentes en los alimentos son: el Ácido Eicosapentaenoico (EPA), el Ácido Docosahexaenoico (DHA) y el Ácido Alfa Linolénico (ALA). Los dos primeros pueden obtenerse consumiendo pescado o aceite de pescado, mientras que el tercero, precursor de los anteriores, se encuentra en algunas semillas, vegetales de hoja verde y aceites vegetales. Los ácidos omega-3 también se pueden obtener mediante suplementos, generalmente elaborados con aceite de pescado.

Según un estudio realizado por la Facultad de Ciencias Experimentales y Técnicas de la Universidad San Pablo-CEU, El Aceite de Oliva Virgen Extra es el mejor suplemento de ácidos grasos esenciales durante la gestación.

El incremento de ácidos grasos poliinsaturados en la dieta incrementa la peroxidación lipídica, forzando el consumo de antioxidantes endógenos.

Podemos concluir que el Aceite de Oliva Virgen Extra constituye una fuente equilibrada de ácidos grasos esenciales por su contenido de ácidos linoleico y linolénico, precursores de los ácidos Araquidónico, DHA y EPA; y su proporción de vitamina E compensa los procesos oxidativos asociados al consumo de grasas poliinsaturadas.

Desde OLIBAZA recordamos a todos nuestros clientes y amigos que el Aceite de Oliva Virgen Extra es la base de una dieta equilibrada y mediterránea.